Mi perro destroza la casa cuando se queda solo

  • Mi perro destroza la casa cuando se queda solo ok

Este es un problema con el que nos encontramos muy a menudo con perros que se quedan solos, aburridos y desficiosos, más habitualmente en cachorros y perros jóvenes llenos de vitalidad que se encuentran con la necesidad de canalizar la ansiedad, utilizando la destrucción como válvula de escape. También aunque con menos frecuencia se da en perros adultos que están atravesando los procesos de algún desorden emocional.

Mi perro muerde los muebles, rompe lo que pilla, araña las paredes…

Perro-solo-destrozando-el-sofa-ok2

En este artículo vamos a ver el origen, las diferentes causas que provocan que tu perro muerda tus muebles, las puertas o los objetos que te estimas tanto como tu preciado sofá o el mando a distancia de la tele y la forma de poner la situación bajo control.

¿Por qué mi perro muerde y rompe todo lo que pilla en casa?

Todo comenzó siendo un cachorro y descubrió que mordiendo cosas sentía alivio porque le dolía la boca, le estaban saliendo los dientes y estos iban haciéndose sitio en sus encías. Tal vez estaba aburrido al no recibir tus atenciones o porque estaba solo y no había nadie en casa que se las diera. Al morder y destrozar los juguetes que le ponías a su alcance se entretenía y la conducta quedó auto reforzada.

Pero ese cachorrete travieso fue creciendo y llegó el momento de cambiar los dientes lo cual sucedió entre el cuarto y quinto mes, entonces el dolor en la boca se intensificó, la necesidad fue en aumento y cada vez encontraba nuevas y suculentas texturas. Día a día encontraba en la destrucción un desahogo de su ansiedad y la conducta quedó cada vez más consolidada.

Un motivo muy común es la ansiedad que le entra cuando se queda solo

Es que la ansiedad por separación en los perros es uno de los motivos más frecuentes. Tu perro es un animal gregario, necesita estar en compañía y cuando no hay nadie en casa no se siente seguro, la ansiedad se le apodera y la única forma que encuentra para aliviarla es a través de la destrucción, cosa que como he dicho antes aprendió muy pronto.

En este artículo encontrarás un amplio desarrollo de este tema: La ansiedad por separación de los perros

Debes enseñarle a estar solo

Perro que no sabe estar solo ok

Que un perro aprenda a gestionar la soledad de manera favorable es algo que debes incorporar en su proceso de aprendizaje. -Si pero ¿Cómo se lo enseño si no estoy en casa y cuando llego ya ha roto algo? Claro, debes trabajar cuando estás para que cuando no estés ya se lo sepa. En esta frase se resume en gran medida lo que intento decirte: “Cuando tu perro más te tiene cuando estás, más te necesita cuando no estás”. Es decir, como explico más adelante en el plan de choque, debes tener muy en cuenta la cantidad de caso que le haces cuando no deberías y cuantas veces se sale con la suya cuando “reclama” tus atenciones y las recibe una y otra vez. El hiperapego que esto genera es el caldo de cultivo de la “hiperdependencia” la cual provoca que entre en estado de ansiedad cuando no te tiene a su alcance, es como si el mundo se le cayese encima. La soledad mal llevada es lo peor que le puede pasar a tu perro si no lo has acostumbrado de manera adecuada desde bien cachorro.

El estrés, una causa muy habitual

Si, como he dicho en varios artículos como por ejemplo este El Estrés en los Perros, ellos también tienen estrés y el problema es que en la gran mayoría de casos es crónico, por lo que la necesidad de sentirse aliviado de tanta presión lo lleva a destrozar esa zapatilla que te ha robado y se ha llevado a un rincón por miedo a que se la quites, incluso sabiendo la que le puede caer. Y si no estás en casa y esa zapatilla no la tiene a su alcance, tranquilo, ya se las arreglará para encontrar algo que le sirva, tal vez el sofá, el marco de una puerta o una esquina en la pared.

El aburrimiento y la falta de juego

Cachorro aburrido y excitado a la vez

Llevamos una vida tan ajetreada que apenas tenemos tiempo que dedicar a los perros, pasan muchas horas solos y aburridos sin tener a mano una PlayStation con la que echar unas partiditas. Son muchos los casos en los que “un paseíto a hacer las necesidades y a casa que tengo cosas que hacer” y la energía que no ha quemado por algún sitio tiene que salir. Te propongo que hagas el esfuerzo de realizar más actividades lúdicas con él, paseos tranquilos y agradebles, explorando, olisqueando…  pero que no sean excitantes como explico a continuación.

La excitación inducida

Pero cuidado porque un exceso también puede ser nocivo para tu perro porque si lo expones a diario a momentos con un nivel de actividad muy alto (por ejemplo en el pipicán o el parque donde se genera mucho estrés), puede desembocar en “hiperactividad” desencadenando y acumulando altos niveles de nerviosismo que, cuando se sienten solos, es como si necesitaran una dosis. Entonces, como he dicho antes, utilizan su válvula de escape para liberar presión emocional mordiendo y destruyendo lo que pillan.

Aquí es donde debemos tener en cuenta la “excitación inducida” y lo que no debes hacer es intentar arreglar en un rato lo que no has hecho en todo un día. Un buen paseo callejeando a la marcheta hará que tu perro disfrute explorando junto a ti y esto es más saludable que intentar agotarlo lanzándole pelotas o llevándolo al pipicán a hacer el “burrote” porque luego llega a casa agotado pero sin lugar a dudas con los nervios a flor de piel.

Por cierto, este artículo te puede interesar: Mi perro se porta muy mal cuando lo paseo

¿Cómo evitar las conductas destructivas de mi perro?

Es un tema peliagudo y hay que cogerlo con pinzas porque, aunque parece que todos están cortados por el mismo patrón, cada perro es cada perro, es decir, no todo funciona con todos ni con todos funciona lo mismo. Depende de muchos factores como su carácter, sus rutinas, sus hábitos, la intensidad de la interacción que tienes con él, la cantidad de tiempo que está solo, cómo soporta la soledad, cómo gestiona el estés y un sin fin de cosas más.

¿Qué hacer? Plan de choque

Perro Labrador con la taza del water ok2

Sin un por qué es difícil una respuesta por lo que una correcta evaluación del educador/adiestrador canino es necesaria. Lo primero que valoramos es el “estado emocional” en el que se encuentra el perro, lo cual es más que importante, sus niveles de estrés para reducirlos, cómo controla sus impulsos para reducir su impulsividad, cómo es la interacción que tenéis con él los miembros de la familia y tenemos muy en cuenta esos aspectos tan importantes como son un “exceso de atenciones”. Debes evitar prestarle atenciones cuando las “reclama” con el fin de evitar caer en la trampa de la excitación inducida, condicionando tu presencia con la diversión y el alboroto constantes que, lógicamente, echará de menos cuando no estés con él, o ella.

Muchas gracias.

Juanjo Andrés Ruiz

 

Estos artículos también te pueden interesar para poner bajo control las travesuras de tu perr@

Mi Cachorro se porta muy mal

¿Cómo sabe mi perro que ha hecho algo malo?

La ansiedad por separación de los perros

PAGINA PRINCIPAL >>>

L-Natura-Canina-GR-300-movil-ok3

Mi perro destroza la casa cuando se queda solo
5 (99.09%) 22 votos
2017-06-22T19:43:50+00:00